Precisamente es en este tiempo en el que esperamos a que lleguen las rebajas para poder ir a comprar todo lo que necesitamos, es ahora cuando nos quedamos con las ganas de poder pedírselo a los reyes magos, más que nada porque sabemos que en pocos días nos va a costar mucho más barato. La verdad que es un chollo para muchos establecimientos ya que primero nos abren el apetito con el Black Friday para después subir sus precios de manera desmesurada, sabiendo que cualquiera se lo va a gastar, luego ponen las rebajas en plena cuesta de enero cuando el mes es más complicado y al final casi ya hemos hecho todas las compras que debíamos hacer. Si nos damos cuenta todo depende de una gran estrategia de marketing, cada uno de los establecimientos a los que vamos a comprar a diario saben perfectamente la táctica que deben seguir para que la gente de una manera u otra acabe picando al final, sea como sea no importa lo que nos hayamos gastado en Navidad que seguro en las rebajas acabamos comprando sea lo que sea.

La idea al final está bien pensada es su forma de hacer cuantas más ventas mejor, lo que ocurre es que es el consumidor es que debe estar atento y saber si lo están engañando o en verdad merece la pena comprarlo. Por ejemplo lo que debemos tener en cuenta antes de comprar es que hoy en día tenemos varias alternativas, por ejemplo existe la opción de la tienda física y la opción de la tienda virtual, en ambas vamos a encontrar lo que buscamos pero en unas condiciones de pago muy diferentes. Por ejemplo si lo que queremos son productos de papeleria debemos estar mucho más atentos, ya que cada empresa pone el precio que quiere, una forma muy sencilla de evitar pagar más por lo mismo es comprando precios de un sitio a otro, un día vamos a la papelería y preguntamos cuánto valen varias cosas en particular y luego miramos en la tienda online para ver si nos ahorramos algo, seguro que en la tienda online lo vemos más barato pero debemos tener en cuenta los gastos de envío siempre no vaya a ser que nos salga al mismo precio o un poquito más caro. Solo así podremos ahorrar en cada una de las compras que hagamos estas navidades y en la posteridad.