Sin duda, la alimentación de los hijos es uno de los aspectos que más preocupan a los padres, sobre todo si son primerizos, ya que si no se tiene experiencia de paternidad previa es habitual que surjan dudas y se consulte con médicos o familiares si es bueno que los pequeños consuman o no ciertos alimentos, ya que la comida es un asunto que está íntimamente ligado con la salud a cualquier edad.

Para ayudar a resolver algunas dudas, desde Alacena Ecológica, tienda de alimentación ecológica online, nos ayudan descubrir los beneficios del aceite de oliva para los niños, aunque lógicamente muchos de ellos también lo son para personas jóvenes, adultas y ancianas.

Un buen aliado para la salud

El aceite de oliva es indiscutiblemente uno de los protagonistas indispensable de nuestra dieta mediterránea, internacionalmente reconocida. Esta fama no es gratuita ya que sus propiedades son bastante numerosas, pues otorga un importante aporte de vitaminas y nutrientes al cuerpo. Muchos de estos beneficios provienen de las sustancias que lo componen: ácido oleico (en torno a un 80%) y ácido linoléico (20% aproximadamente), las cuales son ricas en propiedades antioxidantes.

El aceite de oliva es imprescindible para la alimentación de cualquier persona, pero en especial a los más pequeños porque contribuye a su correcto desarrollo físico y mental, pues sus grasas saludables que contiene son fundamentales para ello, así como para la formación de membranas y tejidos celulares, especialmente del sistema nervioso. No obstante, el consumo de aceite de oliva dependerá de la estatura y edad del niño, aunque por regla general, se recomienda ingerir entre 20 y 30 gramos al día (equivalente a unas 2 o 3 cucharadas distribuidas entre todas las comidas) para contar con el aporte calórico necesario para afrontar la actividad diaria habitual.

Todas estas características hacen que el aceite de oliva sea uno de los artículos estrella de cualquier tienda de alimentación ecológica, puesto que si se produce de forma natural sus cualidades se multiplican exponencialmente. No son pocos los padres que apuestan por emplear zumo de oliva virgen extra para elaborar papillas, purés y otros platos imprescindibles en la dieta de los más pequeños.

Al cuidado del organismo

Indiferentemente de la edad que se tenga, este alimento ayuda a la salud del organismo en otros muchos aspectos. Por ejemplo, como reductor del riesgo de trombosis y del colesterol malo y potenciador del bueno, nada que ver con otros aceites como el de palma, muy utilizado en la elaboración de bollería industrial. También ayuda al control de la diabetes y de la hipertensión, además ofrece efectos anti-inflamatorios y actúa como defensor ante algunos tipos de cánceres, entre otras muchas cualidades.

Por todo ello, el aceite de oliva es más que recomendable para mantener una dieta saludable que evite la aparición de sobrepeso y la diabetes. Y recuerda, si es aceite de oliva virgen extra o ecológico, mejor que mejor.